eCOMERindades. Documento de trabajo.

 

eCOMERindades

ÍNDICE (con links)

  1. Motivación
  2. Actividades
    • Grupo de compra
    • Salud
    • Eventos
  3. Qué tenemos. Recursos disponibles
  4. Planificación inicial del grupo de compra
    • Principios
    • Asuntos tácticos
      • Compras
      • Área geográfica
      • Logística
      • Márgenes
    • Ingresos y gastos previsionales
    • Puntos críticos
      • Relación con proveedores
      • Forma legal
      • Comunicación
    • Primeros pasos
    • Proyección
  5. DAFO

 

 

 


 

  1. Motivación

Esta empresa[1] nace de la certeza de sentir su impulso en una comunidad de personas. Nos proponemos facilitarnos el cauce para un estilo de vida en el que prime la salud, que necesariamente comienza por el cuidado de la tierra que habitamos: nadie puede estar sano en un planeta insano.

Nuestro objetivo, por tanto, es cuidar el planeta que habitamos, en el que radica la riqueza de la vida; a través de lo que de él está a nuestro alcance. Esta empresa es más, por tanto, una acción que brota por sí misma más que una reacción fundamentada en la visión que trasciende. Sin embargo, la pérdida de valores de nuestra sociedad refuerza la motivación de la empresa, puesto que tal pérdida conduce a un desorden creciente, liderada por una economía incapaz de considerar a la vida como un todo indisoluble.

Como ocurre en muchas regiones a lo largo y ancho del mundo, muchas personas en Las Merindades compartimos el momento de estar dejando atrás una conciencia egocéntrica, sociocéntrica o  etnocéntrica, en la que se persigue lo que se cree mejor para sí, su grupo o su etnia, para abrazar un estadio más mundicéntrico, más espiritual, inconforme con lo trivial, integrador, que unifica partes separadas y ve redes de interacciones.

Nuestras conversaciones reflejan esa conciencia en una cultura compartida de valores universales en su localidad, acorde con los principios generales de sostenibilidad (armonía con el medio ambiente, equidad y cohesión social, responsabilidad intergeneracional, viabilidad económica), y con el de resiliencia, que ahora adquiere una importancia vital; una cultura que está abandonando su actual etapa ‘estratégica’ (materialista, consumista, preocupada por el éxito, la imagen y el estatus, orientada al crecimiento) hacia una etapa más consensual, de igualitarismo y orientación hacia la autenticidad, la solidaridad, la generosidad, centrada en la naturaleza, el cooperativismo y las realidades múltiples, dentro de una comunidad.

Tratamos de que nuestra conciencia y nuestra cultura se verifiquen en nuestros comportamientos; entre ellos, nuestras compras, que preferimos de productos y servicios locales, sanos y de distribución justa. Sin embargo, esto no resulta siempre fácil. Como resultado de una economía radicalmente fallida en su función de asignar recursos escasos de forma globalmente eficiente, ocurre –por ejemplo— que los cereales ecológicos, integrales y locales son  difíciles de encontrar en una comarca tan cerealista como Las Merindades, donde sí es fácil encontrarlos cultivados con pesticidas y fertilizantes, genéticamente modificados, desnaturalizados o elaborados a miles de kilómetros –muy frecuentemente, a decenas de miles—, y baratos en primera instancia –sin valorar las consecuencias en la percepción y en la salud. En todos los productos de consumo doméstico, desde alimentación hasta detergentes, se repite la dificultad de encontrarlos, el alto precio o ambos en sus versiones ecolocales deseadas; pero, más importante aún, ocurre que el precio que pagamos por cualquier producto se destina a retribuir a distribuidores, publicistas y productores industriales (con ellos envasadores, ‘monsantos’, entidades financieras, especuladores, terratenientes y la pléyade de trabajadores que venden su tiempo sin jamás ver los ojos ni de sus consumidores finales ni del propio negocio que les retribuye), y no a productores locales, que con su actividad enriquecen la vida de una comarca, y que, cuando no se sienten presos de la fatal ‘lógica del mercado’, la cuidan; un precio dedicado al objetivo de maximizar el beneficio de propietarios negociantes y distribuidores, no a cuidar de nuestra salud ni la del planeta. Tal ‘lógica del mercado’ hace efectiva una economía cortoplacista, incapaz de considerar al medio ambiente (biodiversidad, calidad del aire, vitalidad de la tierra, …), el bien ajeno, la salud y la resiliencia (capacidad de personas y comarcas para valerse por sí mismas); que necesariamente ha de provocar el deterioro de todos los recursos y valores que no sabe considerar; y que cuanto más crezca, más deteriorará. En su globalización, la economía provoca una superespecialización que nos hace a todos dependientes de bienes y servicios básicos lejanos, fomentando el desconocimiento sobre cómo satisfacer nuestras necesidades (alimentación, energía, habitación, salud, afecto), aislando a los individuos de sus fuentes y sustituyendo las relaciones entre productor y consumidor por una relación única con el mercado.

Imagen 3

En la medida en que la cultura que compartimos se cruce con unos comportamientos acordes con la conciencia que subyace a éstos y a aquélla, estaremos cerrando el ciclo (ver ilustración) con un sistema que permita hacer realidad un estilo de vida en el que primen las relaciones de cuidado por cuanto nos rodea; en el que dependamos de nosotros mismos en la mayor medida posible; en el que los precios retribuyan el valor real, generando economía local; y en el que podamos florecer sin prostituirnos al servicio del dinero.

Este sistema facilita una realidad integral, lógica, mundicéntrica a través de lo local y, en definitiva, en la que el cuidado de la tierra sea también el de nuestra salud nuestra soberanía, y que permita conformar un espacio integral con acciones complementarias.

 

  1. Actividades

Con tal motivación, esta empresa aborda inicialmente tres grupos de actividades, en función de las capacidades de quienes la inician:

  1. Puesta a disposición de productos (grupo de compra)
  • para alimentación sana: cereales, legumbres, verduras, hierbas aromáticas y medicinales, infusiones, derivados de soja, fermentados, encurtidos, harinas y panadería, algas, hongos, frutos secos, semillas, mermeladas, miel, bebidas y otros elaborados, lácteos de oveja y cabra, y huevos y cárnicos de ave.
  • de higiene personal; y
  • elaborados en Las Merindades: para alimentación sana, ropa, artesanía, y los que puedan surgir;

producidos con la máxima cercanía posible, ecológicos, integrales, con la menor modificación genética posible y a granel siempre que esté disponible.

El cambio en nuestras compras constituye un incentivo para la producción local y ecológica de agricultura y ganadería, de fabricantes pequeños y artesanos. Fomentar esta producción es el objetivo principal del grupo de compra.

Igualmente, aquellas personas del grupo que elaboren productos caseros podrán aprovechar la red para darlos a conocer y distribuirlos.

2. Prevención y promoción de la salud entendida holísticamente (como equilibrio integral más que como curación) y con enfoque integrativo: Medicina Occidental, Medicina Tradicional China (acupuntura, fitoterapia, dietoterapia, masajes y gimnasia energética) y otras terapias equilibrantes (yoga, homeopatía, naturopatía, flores de Bach, sales de Schussler, cuencos tibetanos, expresión corporal, etc.).

3. Eventos: Formación sobre integridad, alimentación, agricultura y ganadería, construcción, salud física, energía y relaciones; mediante conferencias, cursos, talleres, debates y proyecciones. El espacio también está disponible para cursos con repetición periódica (semanales, etc.).

Este primer núcleo de actividades es sólo un primer paso. Su vocación es abarcar otros campos, en especial los relacionados con las necesidades (que son, por definición[2], las básicas): alimentación equilibradora, energía, construcción y relación, así como con el aprendizaje de todo ello.

 

  1. Qué tenemos. Recursos disponibles

 

  1. Tierra y productores con excedentes agrícolas y ganaderos ecológicos con excedentes (entre otros: Cipri, Iñigo, Los Robles en Villasante, Granja Rebollo en Frías, garbanzos en Zamanzas, xxx). [Iñigo de momento, aparte de las cestas de compra, sólo puede ofrecer eventuales excedentes].
  2. Conocimientos sobre agricultura, ganadería, bioconstrucción (en sentidos amplio y restringido)[3], energía distribuida, alimentación equilibradora, medicina occidental y tradicional china, comercio, organización, yoga, expresión corporal, xxx
  3. Un lugar en el que recepcionar pedidos, y personas para la gestión de compra, comunicaciones, logística y distribución (Las Viadas; Alejo y Jesus, con la cercanía de otras personas).
  4. El mismo lugar para acoger eventos, con pantalla para proyecciones.
  5. Personas interesadas en participar: entre las personas agrupadas en el grupo actual de eCOMERindades[4], las asociadas en Upupa, el grupo de compra en ciernes promovido por Ernesto Leivar y las redes de conocidos, somos no menos de 40 familias potencialmente interesadas.
  6. Vehículo de transporte (provisional).

 

 

  1. Planificación inicial del grupo de compra

Dados los recursos disponibles, se trata ahora de organizarlos.

4.1. Principios

Los principios que se proponen para ello son:

  1. Productos ecológicos (producidos sin fertilizantes, pesticidas ni otros productos químicos) y locales (en la mayor cercanía posible. En principio se propone considerar como ‘local’ toda producción en Las Merindades). En caso de conflicto entre lo local y lo ecológico, se propone el criterio de comparar precios aplicando un 5% de sobrecoste por cada 100 km de distancia entre Las Viadas y el lugar de producción.

En caso de existir productores ecológicos y locales que ofrezcan los mismos productos, se propone considerar los siguientes criterios en orden de prioridad: calidad del producto y disponibilidad para servicio; cercanía a Las Viadas; precio; participación en el grupo.

En caso de igualdad en todos estos criterios, se pedirá a los productores concurrentes que lleguen a un acuerdo. Si no lo hay, se comprará a medias o se alternará.

2. Productos con la menor modificación genética posible, integrales y a granel.

3. Independencia de instituciones financieras y preferencia por la autonomía de fondos públicos. Prioridad por los recursos propios.

4. Desarrollo orgánico: empezar por lo pequeño, con los medios y capacidades disponibles, para ir acogiendo paulatinamente a las personas que quieran participar de esta visión y a las capacidades que quieran poner en común disposición.

4.2. Asuntos tácticos

Compras

Dada la ‘escasez de monetario’ generalizada en nuestro entorno, parte del interés de participar en esta empresa (el grupo de compras) puede radicar en comprar a buen precio productos de difícil acceso, por lo que se pondrá el debido acento en la gestión de compras y en la comparación de precios con el canal minorista. Se fomentará la colaboración con otras asociaciones de compradores y grupos de compra con similar visión.

Por otra parte, se minimizarán o evitarán los márgenes de mercadeo (envase, distribución, merchandising, almacenamiento, publicidad y propaganda).

Área geográfica

El ámbito inicial de la puesta de disposición de productos (con excepción del período de prueba) podría ser Las Merindades este: zonas de Tobalina, Trespaderne, Cillaperlata, Frías, Oña, Cuesta Urría, Montija, Medina de Pomar y Villarcayo. El propio devenir de la empresa definirá su cobertura geográfica.

Las consultas médicas podrán realizarse en Las Viadas o en Medina.

Logística

Los productos se recibirán en Las Viadas, se reagruparán por destinatario en cajas o bolsas y se distribuirán, inicialmente en coche particular.

Una vez establecida la red, el reparto se hará, en principio, una vez por semana, que podría prolongarse durante dos días. Se intentará que sea lo más ‘a domicilio’ posible.

Márgenes

Para

  • cubrir los gastos de bolsas y cajas, transporte, gestoría y soporte web;
  • retribuir el tiempo empleado en gestión de red y de compras, administración, recepción, almacenamiento, redistribución por destinatarios, carga y entrega; y
  • financiar un pequeño stock que se irá almacenando en el centro de Las Viadas para atender solicitudes fuera del reparto semanal

, se propone cargar los siguientes márgenes:

  • Productos de alimentación: entre el 10 y el 15% sobre el precio de venta. En un inicio podría estar más cercano al 15%, pero según vaya alcanzando una masa crítica se bajará al 10%. Los precios de venta sucesivos reflejarán las oscilaciones de los precios de compra.

Como referencia, las fruterías convencionales aplican como media el 28% sobre el precio de venta (30-40% sobre el precio de compra)[5], margen que aumenta en los productos cuanto menor es la competencia que tienen (como es el caso de los productos ecológicos).

  • Productos de higiene: mismo margen.

Las droguerías convencionales aplican como media el 40% sobre el precio de venta[6].

  • Bebidas: similar a productos de alimentación.
  • Elaborados en Las Merindades (salvo alimenticios con certificación, que están en el caso a)):

– Alimenticios sin certificación sanitaria (ej: mermeladas caseras), en caso de que la legalidad impida esta forma de distribución, la empresa actuaría como mera repartidora, sin cargo alguno. La legalidad, de hecho, lo impide.

– No alimenticios: Se distribuirían en régimen de depósito, pagando al productor cuando el producto se venda, con una deducción del 5% para productos pequeños y de hasta un 10% para más voluminosos o pesados.

  • Eventos para la comunidad. Se pedirá una aportación voluntaria, monetaria o no, para afrontar los eventuales gastos asociados –no por alquiler del espacio. No se retribuirá a conferenciantes más que por los gastos de desplazamiento y estancia reales y por los materiales que les haya sido necesario comprar para el caso. Aunque se promoverá el alojamiento en establecimientos turísticos cercanos, en caso de necesidad podrán dormir in situ, con un precio mínimo que será para los gastos de manutención y para el propietario de la casa.
  • Cursos con repetición periódica. Se pedirá un 5-10% del precio al usuario.
  • Salud. En condiciones ventajosas para los asociados.

 

4.3. Ingresos y gastos previsionales

(En documento aparte)

 

4.4. Puntos críticos

Para la puesta en marcha de la puesta a disposición de productos, hay tres acciones que se superponen y condicionan mutuamente:

  1. Relación con proveedores:
  • Se espera que los productores de alimentos sin elaborar locales y ecológicos que quieran sumarse a la iniciativa no exijan inicialmente otra garantía que la confianza. Puede ser el caso de verduras, huevos, derivados de soja, panadería y algunas hierbas aromáticas y medicinales.
  • Los productores de otros productos ecológicos que no se dan en la comarca suelen exigir que el comprador tenga un CIF y que el pago se haga por adelantado o a la entrega. Se está analizando la gestión inicial de compras compartida con otras agrupaciones, tal que permita ganar la credibilidad de los proveedores. Caso de otras hierbas aromáticas y medicinales, cereales, legumbres, fermentados, encurtidos, harinas, algas, hongos, frutos secos, semillas, bebidas y otros elaborados, cárnicos de ave y lácteos de oveja y cabra.
  • Para elaborados alimentarios ‘caseros’, igual que a). Caso de mermeladas, miel, cocidos y otros.
  • Para los productos de higiene personal, igual que b).
  • Para otros productos elaborados en Las Merindades (ropa, arte, decoración, menaje, muebles, etc.), se actuará como canal de distribución y exposición del producto, del que se podrá tener un pequeño muestrario en el local de Las Viadas, y se pagará al productor tras el cobro de la venta.

Los servicios de medicina holística estarán disponibles en Las Viadas y Medina de Pomar, según el caso.

Los eventos para la comunidad se podrán celebrar en Las Viadas.

2. Forma legal

Aunque el funcionamiento deseado de la empresa sea de tipo cooperativo,

  • la forma legal no necesariamente ha de ser una cooperativa, bien pudiendo ser una asociación de compradores o de otro tipo; y
  • los primeros pasos se podrían dar desde el parecer de las personas que inician la actividad, debidamente consultadas las partes relevantes y otras con conocimiento de causa, con orientación hacia una gestión cooperativa.

3. Comunicación

Las comunicaciones habituales se mantendrían por email, Whatsapp y Facebook. Para canalizar una relación fluida entre las personas del grupo, así como para exponer las novedades, mostrar los productos elaborados en Las Merindades (tanto alimentos como ropa, arte, decoración, menaje, muebles, etc.), y facilitar en suma la gestión, sería bueno disponer de una web. Esto requiere, por una parte, inversión para su elaboración y un gasto mensual; y, por otra, tiempo para su mantenimiento. Alternativamente se puede utilizar un grupo en Facebook, como puede ser el de eCOMERindades (ya creado como grupo público; lo pasaríamos a ‘página’).

4.5. Primeros pasos

Dadas las capacidades de quienes proponen esta empresa, se propone empezar por el grupo de compra, al cual estas personas dedicarán todo el tiempo e ilusión necesarias. Esta acción se asume como sólo un primer paso, pues si la empresa colectiva no tiene una vocación integral e integradora, no será más que un pasatiempo para egos ansiosos de reconocimiento; cebará la espiral de competencia por ser ‘mejores que’ y no perdurará.

 

Por otra parte, aunque una de las principales motivaciones del grupo de compra sea ayudar a la producción local y ecológica, se propone dar el primer paso con BioAlai y Mon Verd más los excedentes que puedan ofrecer Iñigo Hernani, Cipri y Los Robles (Fernando no tiene remesa de gallinas hasta febrero); siempre y cuando no perjudiquen sus intereses recíprocos.

 

Por ello, y conforme al principio de ir paulatinamente, en lo relativo a la puesta a disposición de productos, se propone empezar como sigue:

 

  • Proveedores:

 

BioAlai es una asociación de compradores con enfoque cooperativo radicada en Vitoria cuya experiencia de más de 30 años puede ser muy valiosa para eCOMERindades. En la docena de productos que inicialmente se comprobó, tiene unos precios entre un 15 y un 45% inferiores a otras tiendas en referencias exactamente comparables. No hay pedido mínimo. Tenemos muy buenas relaciones con ellos, y la junta nos da su apoyo para comenzar –aunque este apoyo aún no se ha podido materializar. Hemos elaborado un listado de productos y precios. Los pagos se realizan a principio del mes siguiente al de la compra, por lo que el adelanto de dinero no supone problema si la compra y distribución en el grupo se hacen antes de cada día 25.

 

Mon Verd es una cooperativa catalana que distribuye marcas ecológicas. Tenemos su catálogo y su conformidad para comprar sin CIF inicialmente. El pedido mínimo por referencia es de una caja (6, 12 unidades…). Para compras superiores a 150€ no cobran el transporte. Entre 100 y 150, cargan 3€. Menos de 100€, cargan 5€.

 

Comparados los precios de BioAlai y Mon Verd, en la gran mayoría de los casos, los precios de BioAlai son mejores (con diferencias de hasta un 58% en el caso de una marca de aceite que ambos compran directamente del productor). Las excepciones no son muchas, y están matizadas por la obligación de comprar por cajas completas. Respecto a otros canales, BioAlai tiene unos precios entre un 15 y un 45% inferiores al minorista Kresala (Bilbao), en la docena de referencias comparables que se ha analizado.

 

Con un 3% de cargo sería suficiente para cubrir los gastos de transporte hasta BioAlai (en Vitoria, donde se hará la primera compra) Vitoria y distribución a los asociados.

 

La primera compra, para unas 12 familias, se haría como particular a la mayor brevedad posible. Se ha elaborado un listado de productos disponibles en BioAlai. BioAlai está trabajando para poder elaborar listados (ahora el programa no se lo permite), con la intención de potenciar pequeños grupos locales como el que estamos gestando.

 

Se propone comenzar ya con el grupo de compra, para ofrecer a los productores locales una propuesta sólida.

 

Así pues, se trataría ahora de simplificar el listado a las referencias que interesen, de confirmar la comparación entre BioAlai y Mon Verd, de (especialmente) conocer más productores locales podemos trabajar y de recoger cualquier otra observación oportuna. Para ello se propone una reunión el día 10 de diciembre a las 18:00 en Las Viadas.

 

  • Forma legal: no se tendría forma alguna hasta que se confirme la viabilidad de la empresa y haya una masa crítica que justifique los gastos legales y los estructurales que pudieren surgir (vehículo, estanterías, cotizaciones, balanza, etc.). Los iniciadores comprarán en nombre propio. De igual forma, los pagos e ingresos se realizarán desde una cuenta nueva a nombre de los iniciadores.

 

  • Comunicación: después de las primeras compras se enviará la propuesta un grupo de personas más amplio, tal que sea lo suficientemente grande como para permitir negociar con los proveedores unas condiciones más favorables que al por menor y lo suficientemente pequeño como para recabar pareceres de forma personal y detallada.

 

  • Procedimiento: una vez que se haya llegado a un consenso, nada impide comenzar inmediatamente. Se simplificaría la gama al máximo posible, se enviaría a cada familia un listado de productos en hoja de cálculo y, en cuanto se recibiese rellenado, se iría a comprar a Vitoria o se pediría de Mon Verd, se recogerían verduras de La Prada, Cebolleros y Villasante, y se repartirían las compras inmediatamente. Para la siguiente compra colectiva (se propones una compra mensual o quincenal), se incorporaría a otros posibles productores ecolocales.

 

4.6. Proyección

No obstante, el grupo de compra, con la forma en la que quiera convertirse, sería sólo una parte de la empresa que, por su vocación integral, debe dar cabida a otras iniciativas que guarden relación con el cuidado de la vida y del planeta que la alberga.

  • Para el cuidado de las relaciones –con el planeta incluida— y de una percepción que nos permita ampliar nuestra conciencia de la realidad, necesitamos formación para aprender facetas de las que no sepamos: de alimentación y cocina equilibrantes, agricultura, granja, construcción, energía, talleres gremiales, herboristería, autogestión de la salud, zoología, astronomía, etc.; así como yoga, meditación, artes marciales, interpretación de la naturaleza, etc.
  • Fomento de la actividad de cultivo de árboles, hortalizas y plantas adecuadas a esta tierra pero de difícil localización o caras en el mercado; mediante el trabajo, apoyo y asesoramiento compartidos.
  • Sinergias en infraestructuras de energía en pequeña escala: estufas rocket, fabricación de miniaerogeneradores y otras instalaciones de renovable, etc.; así como compras conjunta de la energía (GoiEner)
  • Adquisición compartida, en condiciones ventajosas de seguros, servicios de telecomunicaciones, servicios de eficiencia energética, etc.
  • Transformación de bienes en servicios de comunidad (ej: lavadora, herramientas de bricolaje y jardinería à lavandería, jardinería y otros gremios para la comunidad): facilitan y abaratan el servicio, generan comunidad y trabajo, liberan espacio y tiempo.
  • Compras compartidas (equipamiento deportivo ocasional, car sharing, …)
  • Banco de tiempo: cuidado de personas dependientes, idiomas y otras clases particulares, cocina, gremios, arte, administración, transporte, cuidado de animales, huerta y jardinería, informática, entretenimiento, etc.

Todo ello se podría gestionar desde un mismo local que a su vez fuera un espacio de venta a los asociados, paralelo al grupo de compra.

 

  1. DAFO

Puntos fuertes

Sentido de pertenencia e identificación (conocimiento entre productores y clientes, generación de flujos de economía local)

Disposición de lugar para recepción de pedidos, pequeña logística y reuniones

Disposición de capacidades personales en alimentación, agricultura, granja, comercio, medicina, yoga, baile, artes marciales, gimnasia energética, gremios, gestión empresarial, xxx

 

Puntos débiles

No disponibilidad de ahorros para inversión

Falta de formato legal

Vehículo provisional

Poca praxis comunitaria (salvo en La Prada)

Amenazas

Falta o pérdida de visión integral

Búsqueda primordial de negocio para solventar estrecheces económicas personales, primacía de la visión o el interés personal, impaciencia, agravios comparativos,…

Que el precio bajo sea motivación principal

Oportunidades

Buen contacto con BioAlai y con otros grupos de compra

Local en Medina

 

[1] Acción colectiva compleja. Se remarca que empresa no se impica negocio.

[2] Diccionario R.A.E.: “Carencia o escasez de las cosas que son menester para la conservación de la vida”.

[3] En sentido amplio se entiende por bioconstrucción la acción por la que se crea el hogar de la vida. En sentido restringido, formas de edificación o establecimiento de viviendas, refugios u otras construcciones.

[4] Grupo en Facebook

[5] Panatta- Montar una frutería

[6] Factoremprende

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s